lunes, 11 de marzo de 2019

Rolly Haacht volvió a conquistar la capital

A principios de febrero la escritora Rolly Haach volvió a Madrid para presentar la primera parte de su trilogía, Amor y virtud, reeditada por la editorial Onyx. El evento tuvo lugar en el centro del parque El retiro, en la biblioteca Eugenio Trias y fue dirigido por la escritora Sonia Lerones.

Uno de los detalles de esta reedición es que cada título incluye un subtítulo. En el caso de la primera entrega es Bajo prejuicio. Este fue el que más le costó encontrar a la escritora. Tenía claro que tenía que ser sobre prejuicios. Esto se debe a los juicios previos que se hace sobre los personajes pero también sobre los prejuicios con la autopublicación. La autopublicación es un camino muy duro y difícil pero que le ha llevado hasta ese mismo instante, comentó la autora.

¿Pero de dónde surgió la semilla de Amor y virtud? Rolly explicó que la historia se inició en el juego los Sims 2 y al principio, la novela se comenzó a escribir en Fotolog.

Las clases sociales es un tema que aparece en la novela. A través de los personajes podemos ver como se enfrentan a ello. Además, la autora comentó el contexto de la familia Becker. Se trata de una economía media pero dentro de una familia numerosa. Son humildes y los padres provienen de familias humildes.

Un aspecto muy interesante que se comentó sobre la historia fue la sobre protección por parte de Jack, uno de los protagonistas, hacia el resto de sus hermanos. La escritora dejó claro que la novela está ambientada a finales de los años 80 y se trata de otra época. En algunas ocasiones la novela ha sido tachada de machista. Rolly admite que hay comportamientos machistas pero a lo largo de la novela esas acciones son desaprobadas, criticadas y en ningún caso son romantizadas.

La escritora habló de las diferencias entre autopublicar y publicar respaldada con una editorial tradicional. La primera de ellas es que no inviertes y eso es un descanso importante. Un aspecto muy positivo es el apoyo que se genera en la editorial. 

Respecto a la portada admite que muchas personas piensan que la chica que aparece es ella pero no es así.  Quería que tuviera la esencia de las anteriores versiones aunque no tenía una idea concreta. No quería que se le viera la cara al personaje por ello se optó por que estuviera de espaldas. Y el fondo no querían que fuese solamente morado por ello se optó por un amanecer. 

Rolly también nos habló de sus próximos proyectos. El primero de ellos fue la posibilidad de una secuela. Al cerrar la trilogía pensó que ya dejarían de atosigarla los personajes. Pero a los dos meses siguió pensando en ello. Se plantea escribir una precuela ambientada en los años 2000 o 2005. Los protagonistas serían los hijos de los protagonistas de la trilogía. Además, de esta forma se podría ver el papel de los protagonistas de Amor y virtud en la faceta de padres.

Otro de los proyectos que está escribiendo es un proyecto de fantasía medieval. Es una precuela de lo que realmente quería escribir. Es la presentación de un mundo en el que quiere desarrollar más historias. En un principio creía que sería una novela corta pero se ha ido alargando. En base a ella nacerá la historia de piratas que quiere escribir.

Por último, habló del proyecto Lorena, novela que escribió el año pasado. En estos momentos se encuentra presentada a un concurso. Por eso no lo está moviendo por editoriales. Aunque tiene un conflicto porque, por un lado, cree que es un libro que no es  para todo el mundo y por otro, no es muy comercial. Es una novela que da voz a una persona con discapacidad y reivindica diferentes aspectos. Pero para esta historia no tiene prisa.

lunes, 4 de marzo de 2019

La ANSIEDAD y el DUELO en Todo lo que nunca fuimos de Alice Kellen

Todo lo que fuimos es la última novela publicada por Alice Kellen. En esta ocasión la autora nos vuelve a presentar una historia de amor pero con un toque distinto a las anteriores historias que he leído de ella, la protagonista presenta una enfermedad mental. 
Antes de comenzar a hablar del tema quiero dejar claro que no quiero ofender a nadie, tan solo me gustaría dar mi opinión y aconsejar a otras personas que traten temas así que lo hagan con tacto. También aclarar que al igual que la protagonista he tenido que vivir el proceso del duelo por parte de uno de mis progenitores y que he tenido/tengo ansiedad. Además, no soy una persona licenciada en psicología por lo que todos mis comentarios se basan en mi experiencia personal.



Página 21.  LEAH"Arrugué la hoja, la tiré y me tumbé en la cama llevándome una mano al pecho e intentando respirar... respirar...". Siguiendo las instrucciones de mi psicóloga, las respiraciones cuando se tiene ansiedad deben ser de estómago, abdominales, y no de pecho para llegar a relajarnos. Quizás si la protagonista no tiene conocimientos de las técnicas de relajación podríamos tender a llevarnos las manos al pecho. Por mi parte, antes de saber de ellas las manos no las llevaba al pecho.

Página 39. LEAH "No podía caminar al lado de Blair y sonreír cada vez que nos cruzásemos con un grupo de turistas surfistas o hablar de todo lo que haríamos en el futuro, porque lo único que quería hacer era... nada, y lo único en lo que podía ensar era... en ellos, y nadie podía entenderme. Al menos, a esa conclusión había llegado tras varias sesiones con el psicólogo". En mi opinión, con esta afirmación se les hace un flaco favor a los profesionales, los psicólogos, pues ellos están para ayudarnos. El psicólogo es el médido de la mente.

Página 42.  AXEL"Según el psicólogo al que Oliver la había llevado durante unas cuantas sesiones, no estaba avanzando correctamente a través de las fases del duelo". Considero, sin tener conocimientos de ello, únicamente lo básico, que cada persona vive el duelo de una forma diferente y a su ritmo. Es un proceso individual que no considero que exista una forma perfecta y única para hacerlo. Además, cuando se presenta un duelo complicado y en el que intervengan aspectos traumáticos se debe contar con psicólogos para ayudar.

Página 74. AXEL "Recordé lo que había pensado esa misma mañana: la idea de tensar una cuerda en la mano y tensarla, tensarla más...". En esta escena se refiere el protagonista a poner en situaciones complicadas a Leah para que "deje aflorar sus emociones". En mi opinión esta actitud del protagonista es negativa pues cada persona expresa el dolor de una forma. Sin duda, hay que ayudar a que las personas vuelvan a vivir su vida pero no son los mejores métodos. Algunas escenas donde Axel tensa la cuerda es después de hablarle de cómo viven la muerte diferentes culturas decirle: "¿Tú eres consciente de que yo me voy a morir?". (Página 205).  // Página 230. AXEL. "Leah intentó apartarme con todas sus fuerzas mientras la canción parecía girar a nuestra alrededor. Una parte de mí solo quería soltarla. La otra, la que pensaba que estaba haciendo lo correcto y que aquello era por su bien, me hizo apretarla con decisión contra mi cuerpo". No considero que el protagonista haga con maldad estas acciones pero son negativas y no se deberían defender. Forzar a una persona en esta situación a realizar estas actividades, contra su voluntad, son muy nocivas.

A lo largo de la novela, en reiteradas ocasiones, se habla de dos temas que creo que son importantes: el volver a ser el mismo que antes y en la anulación de las emociones. Página 211. AXEL. "-(...) Leah está muy cambiada. Estos dos últimos meses casi parece la chica que era antes". Primero hay que dejar claro que cuando pierdes a un progenitor o a los dos, como es en este caso, y más de la forma en que sucede, te marca. Nunca vas a volver a ser la misma persona que eras antes, por mucho que la gente lo desee, ese evento te ha condicionado en todos los aspectos de tu vida. Considero que repetir una y otra vez que debe de volver a ser la misma de antes es algo nocivo. Por otro lado, el dejar de sentir, el querrer no divertirte, emocionarte no es una elección que hace la persona que pasa por esta situación. Sucede, sin más. Y cuesta salir de la situación porque muchas veces se requiere ayuda, profesional, para ello.

Presentar al protagonista masculino como el salvador. Axel es presentado como una persona que intenta ayudarla y consigue que la protagonista vaya superando todo ello. ¿Esto pasa en la realidad? En mi caso por muchas personas que tuviese a mi alrededor que me quisieran, por muchos esfuerzos, mi salvación fue mi psicóloga. Un claro ejemplo es este. Página 294. LEAH. "Supongo que no hubo un momento exacto, sino que fue la suma de las charlas con Axel, de comenzar a mirarme en el espejo, a tomar decisiones.  (...) Llegó él, el amor tirando de ese hilo invisible que había vuelto a remover sentimientos que pensaba que ya no existían".  Por otro lado, y atentiendo a como se presenta el protagonista masculino no vale simplemente que un chico se fije en ti, te obliguen a enfrentarte a tu pasado, te impongan órdenes para solucionar todo ello sin ningún conocimiento y solo por haber leído tres artículos en internet.  Página 212. AXEL. "(...) -Decirlo claramente. ¿Hablas con Leah de tus padres? + No. -Me quitó un cigarro-. Tampoco creo que sea lo más conveniente todavía en este momento. Lo ha pasado muy mal, Axel, no lo encajó bien, fue difícil...-Si nunca lo afronta, no lo superará". Se plantean cuestiones como estas que claramente son dificiles de afrontar en la realidad. No es sencillo hablar de una persona que ha fallecido, ha sido muy importante para tu vida y que además, su muerte ha sido un hecho traumático para ti. A

lunes, 25 de febrero de 2019

La venganza de Ariadna - Alba Quintas


Martina necesitaba huir y olvidar lo que ocurrió en la fiesta. Por eso se fugó en plena noche y acabó en ese pueblo cualquiera, lejos de la ciudad donde ya todos buscan a la chica que desapareció sin dejar ni rastro en el cumpleaños de su novio. 

Astrid sabe que la aterrorizada joven que ha aparecido en su casa ha vivido algo muy duro, pero ¿y si con querer ayudarla no basta? Ella no es mucho mayor que la chica y sólo se encuentra allí temporalmente para terminar la novela que está escribiendo. Y en el pueblo ni siquiera es bien recibida... Al fin y al cabo, si algo teme la gente de Sabinia, es el cambio. 

La nueva novela de la escritora Alba Quintas nos presenta a dos personajes que parten de situaciones diferentes y poco a poco sus vidas se irán entrelazando. En esta nueva novela la escritora habla de temas tan duros y actuales como los abusos sexuales, el feminismo, la sororidad, la discriminación por la orientación sexual, entre otros.  Por todo ello, considero la novela necesaria e imprescindible en las listas de libros que se deben leer en los colegios e institutos.

Entre los aspectos que me gustaría destacar son los poemas incluidos a lo largo de la novela. Son breves pero intensos. En mi caso, una vez terminé la novela volví a releerlos para saborearlos poco a poco. También me gustaría hablar de algunas técnicas de escritura utilizadas como por ejemplo unos determinados capítulos están escritos en tercera persona, en presente y sin nombres para llegar a una despersonalización. Gracias a todo ello podemos descubrir diferentes aspectos de la forma de escribir de la autora.

Otra de las características más llamativas de la historia es la ausencia de personajes masculinos, mayoritariamente son femeninos. Además, los hombres que aparecen a lo largo del relato, en la mayoría de casos, no tienen nombre y apellidos.

Para finalizar, es importante comentar la nota de la autora y los agradecimientos. Es una novela que no se termina de leer hasta acabar estas últimas páginas.

Personajes: 👩👧
Trama: 👭💪
Ritmo de lectura: 💨
Opinión de la novela en general: 💗💗💗/5

martes, 19 de febrero de 2019

Beatriz Esteban enmudeció Madrid

En el mes de enero la escritora Beatriz Esteban visitó la capital del país para presentar su segunda novela publicada, Aunque llueva fuego. Allí, en la sala de presentaciones de la librería Libros de arena, nos desveló todos los secretos del libro.

Desde el principio tuvo claro que la protagonista tendría el poder de la telequinesis pero no quiso que se tratase como en otras novelas. Quería que tuviera que aprender a lidiar con ella y no fuese todo perfecto. Al escribir sobre este tema se documentó con una base científica. La telequinesia se cree que surge en base a unas ondas cerebrales. Cuando terminó de escribir la novela se dio cuenta del paralelismo del don con la ansiedad. Para controlarlo se utilizan las mismas terapias que se utilizan para controlar la ansiedad.

Para Beatriz ha llegado un punto en el que no le sale no hablar de temas como la fe y los transtornos mentales.

El arte es un elemento que aparece en el libro y la autora admitió que le parecía muy interesante introducirlo debido a que en su familia está presente. Por un lado, su hermana es dibujante y, por otro, su madre estudió bellas artes.

Aunque llueva fuego está ambientada en la postguerra. Ella escogió en un principio este periodo por la estética. Y la ciudad seleccionada fue Francia porque la situación era menos complicada que la que vivía España en los años 50. Buscaba un momento sin móviles, con una educación diferente y que le permitiese hablar del papel de la mujer. Quería hablar de esas personas que fueron silenciadas que querían ser artistas y no deseaban ser la doncella a la que salvar.

En un primer borrador todos los personajes hablaban de forma repipi. La autora quería que el contexto estuviese todo el rato. Tuvo que realizar un gran trabajo para adaptar el lenguaje a uno más coloquial pero añadiendo anécdotas. Beatriz Esteban confesó que un historiador leyó la novela y le dijo que los felpudos y los calendarios de pared no eran muy habituales en la época y tuvo que quitar esos pequeños detalles.

Como dato curioso confesó que la primera escena de la historia pertenece a la primera escena de otra novela. ¡La rescató de otro texto!  

La escritora necesita plantear la novela pero trabaja mucho sobre la marcha. Lo suele tener todo bastante claro aunque no sería capaz de ir escena a escena, para eso es más espontánea. Además, le gusta jugar con la estructura presente y pasado. 


Por último, y hablando del título de la novela, la autora nos confesó que otro título que estuvo barajando fue Después de ella.

martes, 12 de febrero de 2019

Cuando los árboles hablen - Laurie Halse Anderson



Melinda se siente marginada en el colegio porque, durante una fiesta de verano, llamó a la policía. Nadie sabe el porqué, pero todos la aislan sin preguntar. Melinda no habla con nadie. A través de la expresión artística, elaborando un árbol, irá abriéndose poco a poco y aprendiendo a decir que no a falsas amistades y hasta a denunciar al agresor.

A través de esta breve historia la escritora nos trasladará al interior de la protagonista. Haciendo más incapíe en los pensamientos de Melinda que en los diálogos con otros personajes iremos sumergiéndonos en esta novela.

Es difícil explicar como el libro te empieza a atrapar y cuándo te quieres dar cuenta estás dentro de la voragine de Melinda. En mi caso yo comencé esta lectura sabiendo que es lo que le pasa a la protagonista pero, a pesar de ello, la magia no desapareció. Para mí, además de la critica y el llamamiento a la sociedad que se hace, la pluma de la escritora es el elemento más importante.

Cada palabra, cada objeto, cada acción, cada metáfora aporta su granito a la historia. No hay nada que sobre, todo aporta a la historia. Al principio esto es difícil de visualizar pero conforme vas avanzando te das cuenta de ello y como cada palabra se enlaza con otras y crean un nexo de unión. Se trata de una historia de lucha interna, crecimiento y realidad.  

Una historia necesaria y que debería ser lectura obligatoria en los institutos para visualizar estas situaciones. El conflicto que aparece en el libro no hay que acallarlo, estas situaciones hay que conseguir erradircarlas. 

Me atrevería a decir que cualquier escritor que quiero aprender y mejorar su forma de desarrollar personajes y hablar con voz propia a través de ellos debe leerlo.

Personajes: 👩
Trama: 😭
Ritmo de lectura: 💨
Opinión de la novela en general: 💗💗💗💗💗/5